Los Elefantes Blancos del Automovilismo

61

El automovilismo mundial se encuentra ante una de esas fronteras que, aunque le duela, deberá cruzar. Por un lado los enormes autódromos parecen ser elefantes blancos destinados a solo unas pocas reuniones al año. Muy caros en su mantenimiento, son escenarios que tenían su valides hace muchos años, cuando las cámaras de televisión eran figuras burdas que se asemejaban a extraños aliens al borde de la cinta asfáltica. 

Una de las primeras cámaras onboard

Con el paso del tiempo, se perfeccionaron. Se reprodujeron y hasta tuvieron offsprings que se instalaron en casi toda superficie de los vehículos. Estos apéndices se pueden ver sobre la cabeza del piloto, en la nariz del bólido apuntando hacia adelante, hacia atrás y hasta hacia las suspensiones. 

Toda esta tecnología invitó a muchas personas a sentarse frente a una cámara para vivir una competencia. Es por eso que, salvo algunas series como la Formula 1 (que también gracias a carreas como la de Francia) comenzaron a perder asistencia a estos shows. 

Tal vez este efecto de la falta de competencias continuadas no se vea en forma tan evidente en Europa, pero en otros continentes, hay locaciones en donde solo un par de encuentros en el año convierten a los autódromos como escenarios pocos viables para su correcta preservación. 

Imagen del autódromo, fuente Legislatura de CABA

Hay trazados que, si bien no se encuentran dentro del mundo de la Formula Uno actual, son ofrecidos como sitios para la realización de eventos relacionados con las más dispares actividades. ¿Se imagina un autódromo en donde se puedan realizar también carreras de caballos, competencias de golf, experiencias de vuelo y hasta bodas? Esta fue la solución que encontró el circuito de Goodwood que este fin de semana está siendo en centro mundial del automóvil con su Festival de la Velocidad.

En Goodwood, un Citroen de Rally se acerca, un camión de Dakar se aleja. Pura MAGIA

La Formula-e propuso otra solución a los autódromos. Desde su nacimiento, se impuso acercar la serie como la tecnología ecológica que propone a las personas. Para ello dispuso que cada uno de los eventos se dispute en las calles de la ciudad. Si bien muchas veces esto es “incomodo” para los habitantes locales; pero propone el uso de las mismas cintas asfálticas que el transito usa a diario. No se debe invertir en grandes circuitos, sino, al mejor estilo Mónaco, en las barreras de protección y seguridad.

Mónaco, primera vuelta GP de F1 2019

Es por eso que, como comenzamos este artículo, los grandes trazados parecen ir encaminándose o a un recambio en lo que ofrecen y abrazar otros eventos más allá del mundo del automovilismo que le sirvan para que se ofrezcan espectáculos y actividades rentadas todo el año o ir encaminándose a las calles de las ciudades. No digo que las grandes catedrales desaparezcan en un corto tiempo, lo que quiero mostrar que el paso del tiempo, la aparición y perfeccionamientos tecnológicos y costes han significado mazazos al mantenimiento a los otrora “Símbolos de las Carreras”

 Si les gusto este artículo, por favor denle un like a la página y los invito a seguir nuestro Facebook en www.facebook.com/edgardobergnewsbureau , nuestros twitters @BergEdgardo   y @estefaniamdq y disfrutar de nuestro programa gourmet CARS A LA CARTA los sábados de 13 a 14 hora argentina por LA RED 91.3 mdp y sus emisoras filiales 91.3 PINAMAR, 91.3 MIRAMAR  y 98.1 TANDIL, en playstore como La Red 91.3 o en http://lared913.com.ar/#!/-vivo/. BON APPETIT!!!!!




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com