El arte de la mentira

265

A muchos, por no decir a todos, nos ha pasado en algún momento de la vida la situación de estar con amigos o amigas y empezar a “filosofar” de la misma. ¿Qué es la realidad? ¿Qué es la mentira y que es la verdad? ¿Y la posverdad? ¿Nuestro alrededor se basa en construcciones subjetivas?, y muchas preguntas más que pueden surgir al analizar esta temática.

Para entender mejor un concepto prefiero siempre arrancar definiéndolo. Para quienes no saben, la posverdad se refiere a que los hechos objetivos y reales tienen menos credibilidad o influencia que los sentimientos y creencias de los individuos al momento de formular una opinión pública o determinar una postura social, en otras palabras, puede ser catalogada como una distorsión de la realidad.

Fabián Melamed, psicólogo y director del centro Clínica de Familia, escribió un artículo llamado “De verdades y engaños” donde profundiza sobre estos temas. En el destacó: “Discutimos tanto sobre la verdad, sobre quién tiene razón argumentada en poder ver la ´realidad´ mejor que otros, que hemos ablandado el concepto. A tal punto que hoy verdad, posverdad, invento, cuento o hecho científico, van de la mano. En ese sentido, el poder observar mejor la realidad es solo un argumento que intenta persuadir, influir al otro para imponer un punto de vista. No es asumir que se tiene la verdad ni percibe mejor que nadie o que otros la realidad.

En tiempos de posverdad y relativismos, podemos acudir a la psicología y preguntarnos: ¿Es la realidad algo que los humanos puedan percibir tal como es? ¿Es posible hablar de verdad y realidad en nuestras vidas? La respuesta sin dudas es no, si bien como dice Woody Allen: ´la realidad es el mejor lugar donde encontrar una hamburguesa razonable´. Bromas aparte, definimos muy fácilmente las cosas y las damos por sabidas y por hechos indiscutibles, sin embargo, para ser más humildes, podemos estar seguros que no hay forma de poder observar la realidad tal como esta es.”

Es un tema un poco complicado de entender en la primera leída, si hasta ahora no comprendió relea de vuelta porque lo siguiente se va a poner un poco más enroscado.

Cualquier discusión o argumentación termina siendo difícil de creer debido a nuestra subjetividad de la realidad y expone la persuasión que queremos lograr con nuestras palabras sobre un hecho en sí.

“Últimamente si Ud. mira canales de divulgación científica, se habrá dado cuenta que salen programas sobre cómo opera el cerebro, particularmente como nos engaña el cerebro. En ellos podemos ver como el cerebro responde muy bien ante situaciones donde debe dar respuestas efectivas, pero en cambio si le ponemos alguna trampa, el cerebro no entiende y falla. Eso implica que si el cerebro hace una lectura equivocada de la realidad, está permitiendo que nosotros hagamos una lectura correcta a nivel funcional. O sea que el cerebro se rige por principios más prácticos que exactos, le importa menos saber que es la realidad y más como funcionar en ella.

En este sentido, ¿no le parece parecido a lo la posverdad? ¿No es parecido a esos relatos de los que tanto se habla ahora, solo narraciones convenientes a fines de supervivencia? La misma biografía personal es un relato, una posverdad contada con un montón de errores, sesgos, prejuicios, negaciones y claro, los hechos. García Márquez advierte en su biografía que él se acuerda perfectamente bien, de hechos que es imposible que hayan ocurrido. Una biografía, como lo dice el brillante escritor, es en sí misma una narración, un cuento que interactúa con otros cuentos y decires.

Entonces, si nuestra propia biografía es posible de “truchar” sin conciencia por nosotros mismos e incluso nuestros parientes y amigos más cercanos, ¿cómo discutir con tanta vehemencia cuando tenemos la razón y cuando no? ¿Cómo sentirnos tan seguros en nuestros argumentos como para rebajar y hasta descalificar el argumento del otro?”, expresó Melamed.

La verdad se robustece con la investigación y la dilación; la falsedad, con el apresuramiento y la incertidumbre. (Tácito [55-115] Historiador romano.)

PARA LEER EL ARTÍCULO COMPLETO, CLICK AQUÍ




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com