Balance de un fin de semana con expectativas

191

Según el comité epidemiológico municipal, el panorama de infectados en Mar del Plata es mucho más favorable que en otras partes del país, es por eso que la reapertura comercial empezó a ponerse en marcha.

El pasado 9 y 10 de mayo se realizó la primera prueba piloto en la ciudad, la cual consistió en la apertura de comercios y servicios cerrados durante toda la cuarentena obligatoria para poder evaluar el impacto de un posible y lento proceso de reapertura de la economía marplatense. ¿Qué resultados tuvo? Veamos a continuación.

Días atrás a la prueba de flexibilización, el Municipio de General Pueyrredon, liderado por el intendente Guillermo Montenegro, realizó un protocolo de seguridad para aquellos comerciantes que decidieran abrir sus puertas al público el cual se encuentra disponible en la página web oficial del municipio: “(…) Los clientes que concurran a los comercios deben respetar el distanciamiento social de un metro y medio, usar barbijos o tapaboca y, previo a ingresar al local, limpiar su calzado y colocarse alcohol en las manos antes de ser atendidos”.

Juan Segovia, vecino de la ciudad y dueño de la panadería Emma´s, ubicada en la Avenida Constitución 6203, detalló como es el contexto de su emprendimiento en medio de esta pandemia y de esta prueba realizada.

“Los días hoy por hoy se tornaron muy monótonos. Antes nosotros los sábados y domingos teníamos mucho movimiento de panificados y facturas por cuestiones de reuniones sociales y hoy son todos los días iguales.”, destacó. Con respecto a la higiene y sanidad explicó: “Obviamente hago los controles que debo hacer para cuidarme tanto yo como el cliente. En la primera línea de entrada tengo una alfombra para que la gente sacuda los pies, posterior un trapo con agua y lavandina, luego cada una hora aproximadamente le paso al piso otro trapo. También obligamos a la gente que ingrese con tapabocas, le ofrecemos alcohol en gel tanto para el cliente como para mí y no admito más de tres personas en el local al mismo tiempo dado que de esta forma respetan el metro y medio de distancia prudencial entre cada persona a la redonda.”
Para finalizar, Juan sentenció: “La venta del comercio bajó un 60%, en especial las facturas y una gran parte de los panificados”.

El 11 de mayo, un día después de la apertura realizada, el secretario de gobierno de la ciudad, Santiago Bonifatti expresó, en el programa radial realizado por alumnos de DeporTEA Mar del Plata «La Cassette», que Mar del Plata “no estará exenta de tener casos de coronavirus” y que con el correr de los días se realizarían las evaluaciones correspondientes de la primera prueba piloto.

Quién también prestó su voz para realizar este análisis sobre la ciudad, el protocolo de apertura y la pandemia, fue el peluquero Agustín Font el cual tiene un pequeño emprendimiento desarrollado en su casa, llamado “Vnuz Barber”.

Agustín, de 22 años, detalló: “Vinieron 4 clientes entre los dos días a casa. Siempre con barbijo y alcohol en gel que tengo de 1 litro. Económicamente yo no necesito la plata, lo hago más como hobby y para tener mi dinero. De igual manera tuve que aumentar porque eran muy baratos y tenía pocos cortes”. Finalmente, ilusionado expresó: “Ahora no, pero en algún momento de mi vida me gustaría poner una peluquería en un local”.

Andrés Macció, presidente del Ente Municipal de Deportes y Recreación (EMDER), es uno de los funcionarios del gobierno de Montenegro que tuvo un rol clave en el desarrollo y participación de la apertura del 9 y 10 de mayo. Indagando sobre esta situación, Macció nos contó: “Claramente la prueba piloto fue un ensayo de una serie de medidas tendientes a reactivar el sector comercial y la elección que se tomo fue elegir un fin de semana, hacer una apertura programada previo el trabajo que hizo la secretaría de producción conjuntamente con las cámaras de comercio para armar el protocolo de seguridad, el doble trapo, el tapa bocas, el uso de no probadores y así sucesivamente con todas las medidas que los comercios tomaron.

Las medidas de peatonalizar las calles para evitar que la gente caminara tanto por las veredas o si tenía que hacer fila”. Siguiendo esta línea, Andrés destacó: “Creo en ese sentido que las medidas fueron adecuadas, hubo una buena campaña de comunicación y difusión, tratando de instalar siempre que no era un paseo, sino que era la posibilidad de poder ir a comprar después de muchos días determinados productos finales que habitualmente no había acceso. Me parece que la medida funcionó muy bien.”, y sentenció: “Salvo ese domingo a la tarde en la calle Güemes que claramente se prestó para que mucha gente pudiera realizar otras cuestiones que no tenían que ver con la salida comercial. Pero después, el uso de los parques, que fue el trabajo que hizo el EMDER con sus profesores, salió muy bien.”

A la derecha Andrés Maccio, presidente del EMDER, junto a Ariel Ciano destacado periodista de la ciudad, durante marzo de 2020

Finalmente, hoy en la actualidad, Mar del Plata cuenta con un panorama mucho mejor a ciertos sectores del país, como Capital Federal y alrededores, por lo que se empezó a reabrir comercios minoristas de manera más frecuente siguiendo datos como por ejemplo: de todas las camas para terapia intensiva disponibles en la ciudad, solo se están usando un 30%, lo cual es muy alentador y más si lo comparamos con esta misma época en otros años donde la cifra se ubica al rededor del 80%.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com