Peñarol campeón del Oficial U19 en la cancha de Quilmes

29

Peñarol se coronó campeón del Torneo Oficial U19 organizado por la Asociación Marplatense de Básquetbol tras superar a Quilmes como visitante por 97-78 y cerrar la serie final 2 a 0. Los pibes de Tomás Sirochinsky ganaron el partido de punta a punta y bancaron las arremetidas de su rival con una mayor rotación y jerarquía.

En un primer cuarto de alto goleo, los “Milrayitas” se escaparon 19 a 10,  con un enchufado Lucas Gorosterrazú y sus lanzamientos externos. Quilmes reaccionó con un 7-0 pero el campeón volvió a dominar para cerrar con un 6-0 que le dio tranquilidad (17-25).

El buen andar se extendió en el inicio del segundo, cuando el parcial de estiró a 8-0 y la distancia luego se fue a 33-19 con un excelente pasaje de Juan Martín Fernández atacando el canasto. Pero el local, con Juan De la Fuente como bandera, metió un 12-0 para arrimarse (31-33). Pero Peñarol no perdió la línea y con un triple del siempre cumplidor Pedro Oviedo, más un doble de Fernández, consiguió despegarse de nuevo al ingresar al minuto final (31-38). De todas maneras, llegaría una nueva reacción de Quilmes con un dominante Tomás Reimundo, para ponerse a dos y finalmente cerrar abajo por cuarto (38-42).

Dos triples de Gorosterrazú sirvieron para que Peñarol comenzara pisando firme en el tercer parcial (40-50). Además, los pibes del “Milrayitas” ensataron una presión en todo el campo para que su rival no pudiera reaccionar. Así llegaron a sacar 18 con un triple de Joaquín Valinotti (51-69) y lo terminaron arriba por 15 (54-69).

Quilmes no iba a rendirse tan rápidamente y otra vez se arrimó, aunque no tanto como en anteriores arremetidas. De la Fuente siguió atacando el aro y metiendo triples, sus compañeros lo ayudaron y el “Cervecero” logró ponerse a seis (65-71). Allí Gorosterrazú falló un triple, Fernández tomó el rebote y asistió al rosarino en el corte, para meter el doble, sacar la falta y respirar (65-74). Quedaban todavía cinco minutos, pero ese golpe liquidó al local. Después apareció Valinotti con gol y algunas bombas lejanas de Oviedo, para que los visitantes llegaran al cierre sin sobresaltos y desataran un tremendo festejo en la casa del clásico rival ante el respeto de jugadores e hinchas locales.

SÍNTESIS

 

QUILMES 78: Darío Skidelsky 0, Lautaro Sueldo 6, Juan Esteban De la Fuente 40, Joaquín Torres 2 y Tomás Reimundo 17 (FI). Francisco Arraiz 8, Lucas Ecker 0, Esteban Bonomi 3 y Agustín Ecker 2. Entrenador: Rubén Wolkowyski.  

PEÑAROL 97: Joaquín Valinotti 22, Pedro Oviedo 9, Lucas Gorosterrazú 21, Juan Martín Fernández 30 y Nicolás Franco 2 (FI). Juan Ignacio Marcos 9, Enzo Tieri 0, Tomás Perazzo 0, Emanuel García Camaño 0 y Pedro Garma 2. Entrenador: Tomás Sirochinsky.

Parciales: 17-25; 38-42 y 54-69.

Árbitros: Noel Leguizamón, Sebastián Banegas y Maximiliano Hernández.

Cancha: Quilmes.

Peñarol se coronó campeón del Torneo Oficial U19 organizado por la Asociación Marplatense de Básquetbol tras superar a Quilmes como visitante por 97-78 y cerrar la serie final 2 a 0. Los pibes de Tomás Sirochinsky ganaron el partido de punta a punta y bancaron las arremetidas de su rival con una mayor rotación y jerarquía.

En un primer cuarto de alto goleo, los “Milrayitas” se escaparon 19 a 10,  con un enchufado Lucas Gorosterrazú y sus lanzamientos externos. Quilmes reaccionó con un 7-0 pero el campeón volvió a dominar para cerrar con un 6-0 que le dio tranquilidad (17-25).

El buen andar se extendió en el inicio del segundo, cuando el parcial de estiró a 8-0 y la distancia luego se fue a 33-19 con un excelente pasaje de Juan Martín Fernández atacando el canasto. Pero el local, con Juan De la Fuente como bandera, metió un 12-0 para arrimarse (31-33). Pero Peñarol no perdió la línea y con un triple del siempre cumplidor Pedro Oviedo, más un doble de Fernández, consiguió despegarse de nuevo al ingresar al minuto final (31-38). De todas maneras, llegaría una nueva reacción de Quilmes con un dominante Tomás Reimundo, para ponerse a dos y finalmente cerrar abajo por cuarto (38-42).

Dos triples de Gorosterrazú sirvieron para que Peñarol comenzara pisando firme en el tercer parcial (40-50). Además, los pibes del “Milrayitas” ensataron una presión en todo el campo para que su rival no pudiera reaccionar. Así llegaron a sacar 18 con un triple de Joaquín Valinotti (51-69) y lo terminaron arriba por 15 (54-69).

Quilmes no iba a rendirse tan rápidamente y otra vez se arrimó, aunque no tanto como en anteriores arremetidas. De la Fuente siguió atacando el aro y metiendo triples, sus compañeros lo ayudaron y el “Cervecero” logró ponerse a seis (65-71). Allí Gorosterrazú falló un triple, Fernández tomó el rebote y asistió al rosarino en el corte, para meter el doble, sacar la falta y respirar (65-74). Quedaban todavía cinco minutos, pero ese golpe liquidó al local. Después apareció Valinotti con gol y algunas bombas lejanas de Oviedo, para que los visitantes llegaran al cierre sin sobresaltos y desataran un tremendo festejo en la casa del clásico rival ante el respeto de jugadores e hinchas locales.

Síntesis:

 

QUILMES (78): Darío Skidelsky 0, Lautaro Sueldo 6, Juan Esteban De la Fuente 40, Joaquín Torres 2 y Tomás Reimundo 17 (FI). Francisco Arraiz 8, Lucas Ecker 0, Esteban Bonomi 3 y Agustín Ecker 2. Entrenador: Rubén Wolkowyski.  

PEÑAROL (97): Joaquín Valinotti 22, Pedro Oviedo 9, Lucas Gorosterrazú 21, Juan Martín Fernández 30 y Nicolás Franco 2 (FI). Juan Ignacio Marcos 9, Enzo Tieri 0, Tomás Perazzo 0, Emanuel García Camaño 0 y Pedro Garma 2. Entrenador: Tomás Sirochinsky.

Parciales: 17-25; 38-42 y 54-69.

Árbitros: Noel Leguizamón, Sebastián Banegas y Maximiliano Hernández.

Cancha: Quilmes.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com