Avanza proyecto marplatense de trascendencia internacional – Por Julio Aro

336

Malvinas: la Cruz Roja inicia la exhumación de los 123 argentinos sepultados sin identidad en Darwin.

El jefe del Plan del Proyecto Humanitario y los directores regionales del Comité Internacional de la Cruz Roja anunciaron que el 19 de junio comenzarán los trabajos para la identificación de los soldados argentinos caídos en la guerra de 1982.

En 2008 como Exsoldado combatiente en Malvinas regresé a las islas para cerrar una etapa personal. Al visitar el Cementerio de Darwin, donde están enterrados los argentinos caídos en la guerra, descubrí que casi la mitad están sin reconocer y yacen bajo lápidas que dicen “Soldado Argentino solo conocido por Dios”. Al regreso de ese viaje a Mar del Plata, ciudad en la que resido, me propuse devolverles la identidad a sus camaradas.

Para ello viajamos a Europa y al interior de nuestro país innumerables veces, constituímos la Fundación No me olvides con la cual desde Mar del Plata se impulsó el Proyecto ADN, como se denominó a este trabajo, contó con la ayuda del oficial británico Geoffrey Cardozo, quien tuvo a su cargo la inhumación de los argentinos en Darwin, también la colaboración de periodista porteña Gabriela Cociffi, quien a su vez contactó al músico Roger Waters, quien se solidarizó con el tema y entregó en mano el Proyecto ADN a la presidente Cristina Kirchner. La primera mandataria se encargó de darle el impulso oficial necesario, lo presentó en el Comité de Descolonización de la ONU y al Comité Internacional de la Cruz Roja, quienes mediaron con el gobierno británico.

 

 

También junto a Cociffi visitamos al Papa Francisco, quien nos prestó su apoyo a este inusitado plan. Y si bien a lo largo de estos años ayudó mucha gente, hubo muchas trabas que sortear. La tarea fue ardua, tuvo ribetes cinematográficos, pero luego de 9 años está a punto de concretarse. Su carácter de Hecho Humanitario se ve reflejado en la continuidad que el gobierno de Mauricio Macri le ha dado.

 

 

Etapa actual del proyecto.

En diciembre de 2016 los gobiernos de Argentina y Reino Unido le confiaron al Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) la exhumación e identificación de los 123 soldados argentinos sepultados en el cementerio de Darwin, en las Islas Malvinas. Se trata de un Plan de Proyecto Humanitario (PPH) que comenzó a ejecutarse desde hace varios meses y que está compuesto por tres fases.

La primera, consistió en labores logísticas, legales, políticas y administrativas en las Islas. Laurent Corbaz, jefe del plan, mantuvo contacto previo en Malvinas con gente local, contratistas y autoridades políticas y religiosas. “Recibimos el mandato de identificar los soldados y estamos orgullosos y felices de hacerlo. Viajé dos veces y estoy confiado de que la aceptación está asegurada”, dijo el representante de la Cruz Roja ayer. Lo cierto es que a partir del próximo 19 de junio comenzará la fase 2 del proyecto y acaso la de más relevancia: la exhumación de las 123 tumbas en el cementerio de Darwin.

La delegación estará conformada por 12 expertos, de los cuales dos fueron propuestos por el Gobierno argentino y contratados por el CICR. Se trata de integrantes del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), Luis Fondebrider y Mercedes Salado. Los profesionales fueron seleccionados entre una larga lista enviada por ambas naciones.

Del total de las muestras recolectadas, un 30% será enviado al Laboratorio de la Universidad de Santiago de Compostela, en España, y al Laboratorio de Genética Forense de la University of Central Lancashire, en Preston, Reino Unido. “El objetivo es asegurarse de que el muestreo cumple todos los protocolos”, sostuvo el experto, quien dijo que esta constituirá la etapa 3 del plan.

Al ser consultado por la elección del mes de Junio para iniciar las excavaciones (pleno invierno austral) explicó que lo hicieron por recomendación de la propia gente de la isla. Es temporada baja en cuanto al turismo y las diferencias del clima respecto al verano no son significativas. “Además, los contenedores no estaban disponibles entre septiembre y marzo y la asistencia sólo se podrá recibir en invierno”, aseveró.

El plan humanitario será pagado por los dos gobiernos y tendrá un costo aproximado de 1.5 millones de dólares. Contarán con la ayuda del coronel británico Geoffrey Cardozo, quien estuvo a cargo de la construcción del cementerio, pero será una ayuda externa y no formará parte del team. “Nos va a dar indicaciones y el plano del cementerio”, añadió. Reveló que los restos, que hoy están enterrados en tres bolsas (se hizo de esa manera para preservarlos), serán nuevamente inhumados en cajones. “Lo que hagan después los familiares con los restos no es parte de nuestra tarea, sino una decisión privativa de cada familia”, afirmó.

El encargado del PPH calcula que el trabajo en el cementerio culminará en agosto y que los informes serán entregados hacia fin de año.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com